Junto a compañías que empiezan, Exporpymes es un escaparate para otras veteranas de la exportación. Es el caso de la empresa de congelados Fesba, fundada en 1.968 en Dodro (A Coruña) y que exporta desde los noventa. “El 80% de nuestra facturación viene de fuera de España”, explica el comercial de exportación de la empresa, José María Ponte. La firma envía pulpo crudo a EEUU, Portugal, Italia, Grecia y otros países de Europa y América. El grupo procesa unas 2.500 toneladas de cefalópodo al año, factura 25 millones y tiene unos 65 trabajadores. “Venimos porque pueden surgir oportunidades de abrir nuevos mercados”, concluye.